Marquesa o torta fría de limón

Puntuación:
¿Se te ocurre un mejor postre de limón mejor que este? Nosotros creemos que no. Esta marquesa o torta fría de limón te va a encantar, súper fácil y perfecta para las temporadas calurosas.
Porciones
Tiempo
Dificultad

La torta fría o la marquesa, como es comúnmente llamada en Venezuela, es una torta hecha en capas intercaladas de crema y galletas por lo general de vainilla, no te preocupes, sabes que nos gusta lo sencillo así que no necesitarás hacer galletas de vainilla para poder preparar este postre, con tener a la mano un paquete de tus galletas de vainilla preferidas y un molde en donde armar tu torta fría o marquesa ya puedes empezar.

  • Guardar



La versión que te traemos en esta oportunidad es de limón, nos encanta mucho la combinación de lo cítrico con lo dulce y qué mejor representación de lo cítrico que el limón, esta deliciosa fruta es justo lo que vas a necesitar para crear este toque que prometemos te va a encantar.

  • Guardar

¿Qué ingredientes vas a necesitar para preparar tu torta fría o marquesa de limón?

  • Una lata de leche condensada (397 gramos).
  • 4 limones de tamaño mediano.
  • Un paquete de galletas de vainilla (En Venezuela usamos las clásicas Galletas Maria)
  • Una taza de leche líquida.

Preparación

  • Corta tres de tus 4 limones y extrae el zumo de limón.
  • En un envase o directamente en tu licuadora, agrega la leche condensada y el zumo de limón, te aconsejamos que este último ingrediente lo agregues poco a poco a medida que vayas mezclando para que el punto cítrico quede justo a tu gusto, posteriormente, agrega un poco de ralladura del limón sobrante y asegúrate de mezclar bien todo hasta tener una crema homogénea. (Cuando vayas a rayar el limon, trata que solo sea la corteza verde ya que la blanca hará que tu crema quede ácida en vez de cítrica)
  • Para empezar a armar tu marquesa o torta fría de limón, coloca una capa muy fina de tu crema en el molde (nosotros usamos uno de 23 cm de largo x 6 cm de alto) y encima una capa de galletas remojadas previamente en leche. Ten cuidado de no remojarlas durante mucho tiempo ya que se pueden desarmar.
  • Una vez ya hecha la base de tu marquesa, coloca una nueva capa de crema de limón, esta vez un poco más gruesa y luego una capa de galletas previamente remojadas en leche y repite el proceso hasta agotar toda la crema.
  • Finalmente, lleva a tu nevera por un mínimo de 4 horas o preferiblemente durante todo el día.
  • Para decorar puedes colocar galletas trituradas sobre la última capa como hemos hecho nosotros o si prefieres algo más clásico, un poco de ralladura de limón.
  • Guardar

Como notaste esta receta es SUPER sencilla, al final, lo más difícil será tener suficiente fuerza de voluntad para poder esperar que se enfríe lo suficiente para disfrutarlo bien. Un dato importante es que a medida que pasan los días los sabores se acentúan muchísimo más y la cremosidad de tu torta será cada vez mejor, por eso, mientras más tiempo la conserves en tu nevera, mucho mejor.

Un truco que solemos usar cuando queremos preparar menos porciones es realizar la marquesa en vasos pequeños lo que lo hace también perfecto para repartir en reuniones a tus seres queridos o amigos.

Estamos muy emocionados porque pruebes esta receta y la disfrutes tanto como nosotros es asombrosamente sabroso, para lo sencillo que resulta hacerlo.

¡Feliz preparación!

  • Guardar
¿Aún con ganas de hornear?

También te podría interesar

¿Te ha gustado la publicación?

Deja tu valoración y un comentario

Votos totales: 4 Puntuación promedio: 4
[Total: 4   Promedio: 4/5]

Suscribete

No te pierdas ni una publicación, ni cualquier otra cosas que te enviamos por Internet.

En Le Pasteleria usamos cookies para poder brindarte la mejor experiencia, para más información, por favor lee nuestra politica de cookies.
8 Shares
Copy link